HAY VIDA DESPUES DE LOS 6: MAMA DE MAYOR QUIERO SER …..

Volvemos con el nuevo curso y una pregunta que desde que apenas nuestros niños  hablan se les empieza a hacer ..¿y tú de mayor que quiere ser?. Pero es entre los 8.9 años cuando esa inquietud se hace más patente por lo general en los hijos.

profesiones

Y habrá niños que lo tengan clarísimo: ” yo quiero ser youtuber/influencer”, que es el nuevo “quiero ser futbolista/bailarina”. Los habrá que cada día quieran ser una cosa ( hoy bombero, mañana periodista, pasado enfermera), los que no tengan ni idea ( como el mío jajajaja) y como no, los hay, que lo tienen muy muy claro ( yo desde bien pequeña sabía que quería dedicarme a la salud) y los habrá que querrán ser ….como papa/mama.

Es muy probable que de lo que hoy dicen a lo que piensen con 13-14 o 17 años haya muchos cambios, a si que tal vez no deberíamos darle tanta importancia, pero lo cierto es que se le da, se les pregunta, se les da opiniones, se hacen bromas etc…porque nos empeñamos en que un niño de 6 años nos diga que quiere ser de mayor?¿ porque se nos ocurre echarle la bronca porque diga que quiere ser  albañil?¿ porque le robamos el sueño de ser  modelo?

Los padres  y el resto de familiares, no podemos evitar  crearnos unas expectativas sobre la vida profesional del bebe recién nacido, es así, algunos ni lo intentan, y claro que puede hincharnos de orgullo que quieran seguir nuestros pasos, o podemos querer por todos los medios que nos superen y huyan de nuestro destino laboral, pero deberíamos tener mucho cuidado con los mensajes que enviamos, porque podemos hacer más daño del que pensamos.

La vida profesional y laboral ( ojo que yo hago una distinción importante, tu puedes haberte formado y ser profesionalmente algo, y luego laboralmente ganarte la vida de forma temporal o no, de otra), es algo importante en todo ser humano. Dedicamos mucho tiempo y energía a ella, así pues, lo único que deberíamos valorar es que nos haga realmente feliz. Por supuesto que para que esto ocurra deben darse muchas circunstancias, pero eso es lo que deberíamos inculcarles a nuestros hijos.

Pasaran mucho tiempo formándose, que estudien algo que les guste, da igual, si tiene salidas o no, si eso es lo que soñábamos o no. La formación ( universitaria o no) va mucho mas allá de conocimientos técnicos, lleva un aprendizaje personal único, así que, porque hay que primar el pragmatismo laboral a la hora de escoger estudios? Que se formen,  que lo hagan a gusto, que lo hagan porque quieran, y no tendremos que estar empujándoles y tirando de ellos constantemente.

Para su desgracia y la nuestra el mundo laboral es tan incierto, y falta tantos años para que lleguen que no sabemos que habrá cuando estén a las puertas de el. Porque entonces  llevarles hasta las lagrimas porque nos parece horrible que quieran ser mecánicos?…No hombre, mi hijo por lo menos que sea piloto de carreras!!

Es aquí donde podemos ser  nosotros  excesivamente soñadores, donde las presiones para que desde pequeño destaquen en algo pueden acabar rompiendo  futuros,  y donde marcamos a nuestros hijos con un tufillo de ” o eres algo importante, o para mi vas a perder muchos puntos”, y asumo que la mayoria de las ocasiones de forma inconsciente. Si supierais cuantas lagrimas he visto porque yo estudie lo que mis padres querían, porque yo soy lo que soy por intentar cubrir las expectativas de mis padres…mantendríamos mas a ralla mis deseos y frustraciones propias.

Dadles alas para volar, pero no les pegáis unas de cera, porque recordad lo que le paso a Ícaro, que al final, el sol se las derritió y se quedo en tierra.

Quiero regalaros una parte de la “oración gestáltica”  que creo que para esta ocasión ( y para muchas más) viene que ni al pelo:

globos“Yo soy yo,

Tu eres tú,

Yo no estoy aquí para cumplir tus expectativas,

Tu no estas aquí para cumplir  mis expectativas…”

Elegid , entre el YO o el TU , cualquiera de los lugares son interesantes.

Que sean, lo que tengan que ser, que sean buenos en ello, que hagan lo que hagan,  lo mejor que puedan y sepan..y sobre todo que sean felices en aquel  trabajo que desarrollen, que no hay labor insignificante, sino actitudes mediocres. Es aquí donde yo hago siempre hincapié..¿y vosotros que pensáis? ¿que quieren ser vuestros hijos? ¿como lo lleváis? Espero vuestras anécdotas y opiniones.