Mama..¿Porque estoy malito? Los niños y el concepto de enfermedad y muerte

niño con osito en hospitalSiempre digo que la comunicación con nuestros hijos debe ser un hábito que desarrollamos desde que nacen, y  que hay que ir nutriendo cada día . Hay que hablar  con ellos, de todo y en todas las ocasiones posibles, sin tabúes.  Pero por supuesto hay que saber utilizar un lenguaje que ellos entiendan,  dando la información justa y necesaria,  concreta, simple,  y siempre con un marcado carácter optimista,  permitiendo que el niño nos haga preguntas. Es un dialogo con ellos, no un discurso.

Lógicamente hay temas más fáciles que otros de tratar, pero  tener  en cuenta, que psicológicamente hablando, los niños tiene una serie de periodos de madurez, en el cual va evolucionando la forma de ver y de entender determinados aspectos, nos ayudara a  hablar con ellos .  

En concreto el tema de las enfermedades o de la muerte, siempre es algo que nos cuesta de  tratar, mas aun cuando son ellos los que se ven afectados por alguna dolencia crónica o seria.

Jean Piaget, fue el gran psicólogo suizo que trabajo y determino las etapas evolutivas del pensamiento de los niños, y en ello se basan gran parte de los programas educativos del mundo occidental. Estas etapas determinan las capacidades de los niños según su edad, y en función de eso se introducen unos conocimientos u otros. Poco, pero ya Piaget  hizo una primera aproximación de la evolución de los conceptos de enfermedad y muerte en los niños, a posteriori se han ido  ajustando.

Así pues, en función de su edad los niños…

1.- Hasta los 18 -24 meses, los niños no tiene concepto alguno de enfermedad o muerte. Reaccionan ante el dolor y sufren  ansiedad de separación. Para un bebe, cada vez que nos vamos es como si muriéramos, no “entienden”         que estamos en la habitación de al lado.

2.-Entre los 2 y 5 años  aparecen las primeras nociones, según adquieren el lenguaje, y cuanto más conozcan de su medio, mas ampliaran su concepto. Empiezan a conocer su cuerpo y señalan donde les duele. Pero en esta etapa todo está teñido por lo que se llama “pensamiento mágico”: la enfermedad es algo mágico, en muchas ocasiones asociado a castigos o por haber  hecho algo malo. También es algo que se contagia, viene siempre de fuera. Pero sus soluciones también son mágicas, y el médico es un superhéroe que todo lo cura. 

También son capaces de describir la muerte, saben que dejan de respirar, los ojos se cierran etc.…pero no tiene asimilado el concepto de irreversibilidad, sino que lo viven como algo temporal. Por eso es normal que no le tengan miedo a la muerte, pero si al dolor. O a estar en el hospital etc.…

3.- Entre los 5 a 9 años, se adquiere poco a poco los conocimientos de gérmenes, órganos internos, y de cómo la enfermedad puede venir a resultas de un mal funcionamiento, no solo por infecciones, así como el funcionamiento real de los tratamientos médicos. La fantasía y al realidad se irán mezclando hasta que desaparezca la primera. En el caso de la muerte se observa, por ejemplo con   soluciones mágicas para volver de ella.

A partir de los nueve años ambos conceptos están madurativamente hablando completos.

 Todo esto nos ayudara  poder hablar con nuestros hijos de la enfermedad o de la muerte, para en caso de que tengan que enfrentarse a ello, no estén tan confusos, no se sientan aislados en sus emociones y puedan preguntarnos y comunicarse con nosotros.